Qué duda cabe que marcas como la tuya quieren y necesitan que los demás hablen bien de ellas para mejorar tanto su notoriedad como la imagen y, por ende, las ventas. Unas buenas críticas en redes sociales, foros y en páginas especializadas son necesarias pero en ocasiones éstas no bastan. La figura del influencer cobra hoy en día más importancia que nunca.

Seguro que has oído hablar de ella, es la figura del influencer y los hay tan importantes y con tantísimos seguidores que son capaces de guiar el proceso de compra de miles y miles de potenciales clientes. Muchos de éstos tienen un blog y/o un canal de Youtube donde aparte de hablar de mil y un temas, enseñan y hablan sobre los productos que las empresas les mandan. Otros incluso cobran cierta cantidad de dinero por subir una foto de una marca en concreto a su perfil de Instagram. Elegir un prescriptor reconocido puede ayudar y mucho a una marca en concreto.  Estas nuevas acciones de marketing y publicidad están amenazando a robar una atractiva parte del pastel a la publicidad convencional.

El prescriptor perfecto: un influencer.

Cuando pensamos en un youtuber o en un blogger solemos pensar en jóvenes que hablan de moda o de productos de belleza. Estamos muy equivocados. Segurísimo que hay dentro de este tipo de prescriptores, unos que concuerdan con el target comercial al que queremos atacar. Por ejemplo, hay bloggers y youtubers que pueden ser amas de casa, mujeres embarazadas, chicos de gimnasio o chicos dedicados al bricolaje y que siguen miles y miles de usuarios, por ejemplo. No solo hay influencers jóvenes, sino que hay de todas las edades dependiendo siempre qué producto se quiere promocionar.

Para elegir al prescriptor de la marca, lo mejor es seguirle la pista durante una temporada. Ver que los videos o los post que sube a su perfil son de calidad y que no se ha convertido en una especie de “televenta” humano obsesionado por colgar y colgar fotos con marcas sin apenas texto. El estilo de la imagen y el texto debe ser siempre muy cuidado. Y, cómo no, debe ser alguien con un número importante de seguidores y que éstos interactúen. Hay influencers que llegan a comprarse fans aunque afortunadamente esto se puede observar simplemente viendo la lista de influencers que tiene al hacernos seguidor del mismo.

Tanto si tiene un blog como un videoblog en Youtube, mira que sea actualizado cada cierto tiempo.

Al menos dos veces por semana. Y cuánto más cuide la estética mucho mejor. Siempre debe ser una persona que inspire confianza, que no sea polémica en cuanto a temas políticos, sociales o religiosos que podrían poner en jaque la imagen de tu misma marca. El engagement es determinante para analizar el compromiso y la afinidad que tiene la audiencia de los influencers con las publicaciones que produce en sus cuentas. La creatividad, la profesionalidad y que tenga una completa y numerosa red de redes sociales donde nuestra marca va a ser distribuida debe ser esencial. Y ante todo recuerda una idea: tu marca, seguro tiene un prescriptor que puede ayudarte y mucho. Más que una cara famosa al uso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú