Como ya sabrás a partir del próximo 25 de Mayo entra en vigor la nueva General Data Protection Regulation (GDPR) o lo que es lo mismo la nueva Ley Orgánica de Protección de Datos aplicable a toda la Unión Europea. Una ley de obligado cumplimiento y que va a modificar en cierta forma la manera de trabajar, comunicar y custodiar datos por parte de todas las empresas independientemente de su sector pero, ¿cómo afecta esta novedad legislativa a tus campañas de marketing? Te lo contamos.

El objetivo de la nueva ley es introducir cambios para mejorar la protección del ciudadano frente al uso de sus datos, que por otro lado es un derecho fundamental que se encuentra avalado por el artículo 18.4 de la Constitución. Pero también es una oportunidad de España para ajustarse a la normativa europea, incluyendo mejoras y cambios cara a una unificación del marco legal de los países miembros y adaptarse así a la evolución de las nuevas tecnologías.

Y tú te estarás preguntando, ¿y esto cómo me afecta a mí y a mis campañas de marketing? Lo primero que debes hacer es entrar en las bases de datos de las que dispongan y con las cuales realizas tus campañas de email marketing, y proceder a eliminar a los usuarios que no están utilizando nuestros contenidos. También es una oportunidad única para hacer limpiar, depurar tu base de datos y conseguir una mucho más útil de calidad. Ahora viene el siguiente paso que es la necesidad de justificar porque necesitan los datos de tus clientes, ¿para qué fin?

Consentimiento para campañas de email marketing

Debes saber que los emails profesionales pasan a considerarse datos personales algo que hasta el momento no lo eran. Por otro lado, también es precio que envíes un email a cada uno de tus contactos cara a obtener el consentimiento explícito del consumidor para utilizar su email en este tipo de comunicaciones de marketing. Hasta ahora una de las técnicas que usaban muchos departamentos de marketing es que es la casilla de conformidad en cuanto a recibir información estaba marcada por defecto, ahora esto está prohibido y será el usuario quien debe ser 100% consciente de que se está dando de alta en la newsletter de tu empresa.

La nueva GDPR obliga a demostrar que los usuarios te han dado su visto bueno para tener sus datos personales en tu base de datos. Y por último, aunque no menos importante, darse de baja no puede ser una misión imposible tal y como ocurre muchas veces con incontables ventanas o difícil el encontrar esa opción. Habrá que ponerle fácil al usuario, el querer y poder irse.  Éste tendrá el derecho de reclamarnos en cualquier momento para que modifiquemos o borremos por completo sus datos. ¡Tenlo muy en cuenta!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú